fbpx

Calabaza Bellota (Acorn)

 

La Calabaza Bellota de la marca Covilli Orgánicos México, se cultiva en tierras mexicanas y están Certificadas Orgánicas bajo estrictos estándares nacionales e internacionales; esto garantiza que están libres de OGM’s (Organismos Genéticamente Modificados), así como de pesticidas, herbicidas y fertilizantes sintéticos, nocivos para la salud. Cuentan también con Certificación en Inocuidad, que avala un manejo higiénico en todo proceso. Son productos limpios y seguros para ti y tu familia.

Descripción:

Es una variedad de calabaza ‘de invierno’ o ‘dura’ (por su gruesa y resistente cáscara). Pertenece a la familia de las cucurbitáceas que también incluye a la Butternut, Calabaza Italiana (Zucchini) y a ¡los Pepinos! Botánicamente se clasifican como frutas, pero se consideran una verdura con almidón. 


Con forma de bellota y apariencia de tener gajos, su color puede variar, aunque la más comúnmente cultivada es verde oscuro con una mancha anaranjada que se presenta en la parte que reposa en contacto con el suelo. Como todas las calabazas de invierno, una de sus características es que su tamaño varía mucho.

 

Estacionalidad:

Las variedades de calabaza de invierno de Covilli se cultivan y cosechan de diciembre a abril (invierno y primavera). Se cultivan tradicionalmente en un clima subtropical con inviernos templados y veranos calurosos. 


Geografía: La calabaza bellota Covilli se cultivan y cosechan de diciembre a abril (invierno y primavera) en Empalme, Sonora; su clima es perfecto para ella debido a sus veranos calurosos e inviernos cálidos. Su microclima es único que está a solo 4 metros sobre el nivel del mar y rodeado por hermosas montañas y playas del Mar de Cortés. Covilli se cultiva en Empalme, , con mucha humedad en los meses de verano. 

 

Nutrición

Tiene un alto contenido de vitamina C, beneficia la salud del sistema inmunológico al respaldar la función de las células inmunitarias y proteger contra los microbios dañinos. Es rica en vitaminas B, ayuda en la producción de glóbulos rojos y la salud del metabolismo, así como en la función muscular y la regulación de la presión arterial. Su fibra también es esencial para una digestión saludable y la prevención de enfermedades (¡intestino sano!). 


En general, ayuda a regular los niveles de azúcar en sangre y promueve la sensación de saciedad. Está llena de antioxidantes que son compuestos que protegen contra el daño celular, lo que ayuda a reducir el riesgo de enfermedades crónicas como enfermedades cardiacas y cánceres. Si se come la piel se aumenta la densidad de nutrientes con más fibra y antioxidantes.

 

Usos Culinarios:

La calabaza bellota tiene una gruesa pulpa color amarillo-anaranjado con un ligero sabor dulce, con tonos sabor nuez. Cocinada, tiene una textura suave y cremosa que permite sea incorporada a una amplia variedad de platillos y dependiendo de los condimentos que añadas puede ser salada o dulce. Su cascara es comestible también.


La calabaza bellota se cocina fácilmente: debes cortar, retirar las semillas, rociar un poco de aceite vegetal y hornear. También puedes cortar en trozos finos y asar. Una vez cocinada se puede agregar a licuados, ensaladas, sopas, guisados, hacer en puré o como ingrediente en pasteles, panes y panques; ¡solita también es deliciosa!


Es baja en calorías y es una buena fuente de vitaminas, minerales, fibra y proteína. Almacenadas correctamente se conserva hasta por un mes, convirtiéndolas en una fuente nutritiva durante épocas en que otras verduras frescas escasean.


Las semillas las puedes secar y dorar ligeramente a la sartén (sin grasa) con un poco de sal y si gustas, especies de tu preferencia ¡ya tienes una rica, nutritiva y orgánica botana!

 

Otros datos e información:

La calabaza bellota es autóctona del hemisferio occidental, por lo que los europeos no la conocían hasta después de los viajes de Cristóbal Colón. Los estadounidenses precolombinos usaron la calabaza como fuente de alimento durante 8 mil años. Probablemente se originó en México y América Central. 


En las colonias de EE. UU., los nativos llamaban a la calabaza askutasquash, que significa “se come cruda”, posiblemente refiriéndose a las semillas. La calabaza bellota también se convirtió en un elemento básico de los jardines coloniales, y tanto Washington como Jefferson cultivaron calabazas en sus plantíos. 

 

Adquiere tus ingredientes, utensilios y los insumos necesarios en cualquier tienda de Smart & Final.

Encuentra nuestros productos de marca propia con calidad garantizada.

49 visitantes están viendo este producto:

Aros de cebolla Simply Value